Imprimir
Categoría: Artículos
Visto: 2117

Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado
 

LUCA GAURICO, UN ASTRÓLOGO GENIAL - ADELA FERRERAdela Ferrer. Valencia (España)

www.adelaferrer.es/

Luca Gaurico (12 de marzo de 1475 – 6 de marzo de 1558), se dedicó a las matemáticas y la astrología. Fue profesor de astrología en la Universidad de Bolonia y decano de la Escuela de Astrología de Ferrara.

El podestà de Bolonia, Giovanni II Bentivoglio le consultó sobre su futuro y Gaurico le dijo que sería privado de su poder y desterrado de la ciudad. Descontento, el podestà lo mandó al exilio tras someterlo a tortura, lo que ocasionó a Luca secuelas permanentes. Pero Bentivoglio no pudo impedir que las predicciones se cumplieran exactamente, reforzando así la celebridad del astrólogo.

Luca Gaurico disfrutó de gran crédito en la corte papal (consejero de los papas Julio II, León X, Clemente VII y Pablo III) y luego se convirtió en asesor de Catalina de Médicis, reina de Francia por su matrimonio con Enrique II.

En 1543 el Papa le encargó la elección del momento astrológicamente más propicio para poner la primera piedra de la iglesia de San Pedro y, en 1546, lo nombró obispo.

Escribió un "Tractatus Astrologicus”, que puede aún consultarse y en el que analiza las cartas natales de grandes figuras de la Historia y de muchos personajes célebres de su tiempo: papas y cardenales, reyes y nobles, eruditos, músicos y artistas, examinando sistemáticamente cada carta natal y comparándola con la vida de la persona en cuestión y, en el caso de las personas vivas, haciendo predicciones de futuros acontecimientos.

Especialmente conocido es su pronóstico, realizado en 1552, acerca del rey Enrique II de Francia, en el que afirmaba que el rey moriría en un duelo y que debía evitar todo combate en campo cerrado, especialmente a los 41 años, porque a esa edad podría recibir una herida grave en la cabeza capaz de causarle la ceguera o la muerte. Enrique II murió en julio de 1559, en el transcurso de su 41º año de vida, después de que una astilla de lanza se le clavara en un ojo durante un torneo.

LUCA GAURICO, UN ASTRÓLOGO GENIAL - ADELA FERRER